Viernes, 20 Octubre 2017

Los municipales exponen su desconfianza y reclaman una propuesta salarial por escrito

Publicado en Prensa
Valora este artículo
(1 Voto)

Sostienen que se está incumpliendo con el convenio colectivo de trabajo, entre otras irregularidades 

José Stuppia (STMO) aseguró ayer que desde el Municipio se retienen los fondos por cuota solidaria, lo cual consideró como una "retención indebida". Por esa razón se habrían enviado sendas cartas documento desde Fesimubo y el Sindicato de Trabajadores Municipales de Olavarría.
 
Luego de 15 días de instalada la carpa blanca, ayer José Stuppia, titular del Sindicato de Trabajadores Municipales de Olavarría (STMO), reclamó que de haber una nueva convocatoria esta semana el potencial ofrecimiento salarial se vea reflejado "en papel" con el objetivo de debatirlo en asamblea con los trabajadores.

Pese a haber recibido días atrás la negativa del intendente Ezequiel Galli a abonar un 30 por ciento de aumento, como reclama el gremio, ayer el dirigente mantuvo esas aspiraciones, aunque enfatizó que por sobre el entendimiento con los funcionarios en estos momentos prima la desconfianza, a partir de varios incumplimientos de promesas efectuadas en el marco de la paritaria anterior.

Asimismo, el sindicalista reflotó la disputa por la cuota solidaria, al denunciar que en estos momentos esos fondos no serían percibidos por el sindicato y serían retenidos por el Municipio, en una maniobra que calificó como "retención indebida" y la atribuyó a una estrategia del oficialismo en la provincia de Buenos Aires, razón por la cual se habrían enviado sendas cartas documento desde Fesimubo y el STMO intimando el pago.

Entrevistado en el programa "Un Cacho de mañana" (FM 98 Pop), Stuppia declaró que "le solicitamos al Ejecutivo que haga una propuesta formal porque hace 15 días que vienen diciendo ‘tenemos algo preparado; damos esto o damos lo otro’. Pero la verdad que no hay ninguna propuesta formal para nada". Sobre los contactos con funcionarios, estableció que "podemos charlar, como charlamos con cualquier vecino de Olavarría, pero pretendemos que formalicen una propuesta en papel, así la podemos charlar en asamblea".

También determinó, a partir de varios indicios, que "no confiamos mucho en el Ejecutivo porque no están cumpliendo con el convenio colectivo de trabajo y tampoco están cumpliendo con lo que convinimos, que a partir del 1 de enero los compañeros que estaban en categoría 1 pasaban a categoría 2 porque ya tuvieron tiempo suficiente para recategorizarlos y no lo hicieron", sostuvo.

Entre esos cuestionamientos, remarcó que "así hay un montón de cosas que no están cumpliendo" para disparar luego que "les retienen dinero indebido a los trabajadores y no lo aportan como corresponde" en relación con el controvertido cobro de una cuota solidaria: al respecto, anticipó que "estuve en Buenos Aires hace dos días, donde se decidió mandarle carta documento al Intendente, intimándolo".

Esa determinación se tomó "tanto desde la Federación como del gremio, porque tampoco esa plata es toda para el gremio, sino que una parte va a la Federación; por eso se hicieron dos cartas documento desde el gremio como de la Federación, y si no iniciaremos acciones judiciales". En ese sentido, el sindicalista explicó que dichos fondos son empleados para asistir a los afiliados. "Estamos poniendo mucho más de 100.000 pesos por año en subsidios a los compañeros por enfermedad. Al compañero y su familia, cuando tienen que viajar a atenderse en Buenos Aires, les pagamos el hotel o les alquilamos algo al lado del centro de salud donde es derivado. Les pagamos los viajes, también, y eso es mucha plata que sale del gremio: la plata la tenemos para eso".

Stuppia desestimó a la vez que desde el Municipio para liberar esos fondos "están esperando una resolución legal. Son mentiras, están esperando que les hagamos juicio. Es una retención indebida lo que están haciendo. Mientras tanto van tirando y van trabajando con la plata de los trabajadores".

El dirigente advirtió que la situación no es privativa de los municipales locales, sino que "esto sucede en varios distritos de la provincia de Buenos Aires. Hay una estrategia de retenerles la plata a los trabajadores, esto no pasa solamente en Olavarría". Ante esos desajustes, planteó que "son cosas que, cómo te vas a sentar a dialogar con alguien que no está cumpliendo y no tiene códigos. Es muy difícil y se hace muy difícil la relación por más que pongamos buena voluntad".

Por último, Stuppia luego de establecer que "no pedimos aumento salarial sino recomposición", rechazó anticipadamente cualquier oferta que contenga "la cláusula gatillo, no la aceptamos porque tampoco creemos mucho en el Indec, porque acá todos los días las cosas aumentan y no sé en base a qué el Indec calcula el índice inflacionario, pero lo que vemos es que cada mes la gente consume menos".


Formalidades 

_NOTA

Ante los cuestionamientos de vecinos debido a la quema de gomas frente al Palacio Municipal San martín, el titular de los trabajadores municipales enfatizó que "la decisión la tiene el Intendente, no es decisión de nosotros". También argumentó que "hay una protesta gremial y las protestas gremiales no están reglamentadas, por ende nos podemos exceder o no, depende del criterio de cada uno. El derecho a huelga no está reglamentado y en ese contexto hacemos lo que podemos, porque no estamos preparados para hacer protestas sino para ir a trabajar", remarcó.

Frente a un potencial llamado esta semana, el dirigente se dirigió al Ejecutivo local y pidió que "sean formales, si quieren hablar de los números que se dirijan a nosotros como tiene que ser". En ese caso, para resolver las negociaciones "pretendemos también que las enfermeras, los camilleros y las administrativas, toda esa gente que trabaja 56 horas, cobre por 48, porque cobran por 44 horas y trabajan 56", sostuvo Stuppia. Asimismo, reclamó que "les devuelvan los adicionales que les sacaron a los choferes de la Guardia, que suben a los vehículos y hacen una tarea extrahospitalaria".


"Lo que menos esperábamos es que nos agredan desde otro gremio" 

_NOTA

El viernes último se registró un incidente en el marco de la protesta, cuando desde una de las ventanas del Palacio Municipal San Martín habrían arrojado agua sobre los parlantes con que se difunde música durante buena parte de la jornada, lo cual motivara la airada reacción de los sindicalistas, que irrumpieron en la Municipalidad tratando de dar con el supuesto agresor, a quien sindican como referente del gremio UPCN (Unión Personal Civil de la Nación).

José Stuppia consideró que "lo que menos esperábamos es que nos agredan desde otro gremio" y calificó al hecho como "insólito. Me pareció una cosa, primero lamentable, y segundo increíble que gente de otro gremio venga a provocar". En ese contexto, relató que "nos enteramos porque pasó un vecino de Olavarría y lo mojaron. Se acercó hasta la carpa para avisarles a los compañeros que estaban en la carpa que lo habían mojado, y que aparte nos estaban mojando todos los bafles".

Sobre la identidad del presunto agresor, que ya estaría identificado, expuso que pudieron determinarla a partir de lo que "nos dijeron las autoridades, nos dijo la Policía, que habían charlado con distintos compañeros. Así lo dijo en el parte la Policía y pudieron identificarlo porque los compañeros dijeron quién era. Ha sido una anécdota en el marco de la paritaria", resumió.
 
Visto 96 veces