Sábado, 22 Septiembre 2018

Los empleados municipales iniciaron su plan de lucha en reclamo por un aumento de salarios

Publicado en Prensa
Valora este artículo
(0 Votos)

Parodiaron el desfile con una protesta vestidos de payasos y leyendas contra el Gobierno

Piensan continuar en esa tónica. "Nos vamos a presentar en cuanto acto esté el Intendente", dijo Stuppia. La protesta continuará con asambleas sorpresivas en los lugares de trabajo. El DEM ofreció el 27 por ciento de aumento pero fue rechazado por el gremio.

Como otras tantas veces, el sindicato de trabajadores municipales (Stmo) se lanzó a medidas de acción directa con una muestra de resistencia en el desfile por el Día de la Independencia que se llevó a cabo en la calle Rivadavia, frente mismo a la Municipalidad.

Los municipales, vestidos de payasos, y con carteles con leyendas alusivas al reclamo de aumento de sueldos y representando simbólicamente al staff municipal con figuras payasescas, desfilaron con militares y escolares y hasta asistieron al tedeum que se realizó por el día patrio.

No es la primera vez que los municipales llevan a cabo este tipo de protestas, aunque generalmente son la antesala de una manifestación mucho más directa y dramática. Lo hicieron durante la gestión de José Eseverri y ahora lo vuelven a hacer en este gobierno como muestra de su descontento e insatisfacción por la falta de un cierre satisfactorio para los empleados en las paritarias de este año.

Los empleados se disfrazaron de payaso que portaban carteles con leyendas impresas por las cuales comparaban a cada funcionario con uno de los clowns y la remataban analogando a Elisa Carrió con el intendente, Ezequiel Galli.

Mientras el jefe comunal conducía el desfile militar y escolar desde el palco, otras autoridades como el presidente del Concejo Deliberante y el secretario de Gobierno, Ernesto Cladera, lo acompañaban no sin cierto estoicismo ante la mezcla de protesta y parodia realizada por los municipales, quienes a su vez concurrieron junto a su secretarario general, José Stuppia, quien ya comenzó a dar muestras de una virtual declaración de guerra contra la gestión municipal.

La jornada de protesta continuó a las 16, cuando varios gremios convocaron a una jornada para denunciar el "sometimiento que los trabajadores continúan sufriendo", dijo Stuppia, con la decisión de ir por más y presionar al Gobierno por un aumento mayor que satisfaga a sus afiliados.

"Asambleas sorpresivas"

El 9 de julio, entonces, significó para los municipales y el Municipio el final de una crónica anunciada. Las paritarias comenzaron desde muy abajo y se tardó en llegar a un 19,5 por ciento de aumento en dos veces. Pero, el jueves, durante la asamblea, el Ejecutivo les hizo llegar una nota comprometiéndose a pagarles "un 27 por ciento", dijo Stuppia, aunque "con ese porcentaje, para fin de año los compañeros estarían cobrando apenas 13 mil pesos", añadió.

Por lo tanto, rechazaron la oferta y la lucha continúa. ¿Cómo?, según explicó el titular de los municipales, "con asambleas sorpresivas en los lugares de trabajo y en las cuales evaluaremos los pasos a seguir. Por lo tanto, en donde esté el Intendente inaugurando algo, allí estaremos. Pero un 27 por ciento no nos alcanza".

Stuppia se refirió a ciertas expresiones de Galli y le reprochó que hubiese dicho que el gremio pretendía desfinanciar al Municipio. "Nosotros conocemos los números. Nos dice que queremos desfinanciar y dos horas antes de la asamblea nos manda una nota ofreciendo un 27 por ciento. Por supuesto que no lo agarramos. Además nos dice que tenemos que firmar una cláusula por la cual se congelan todos los adicionales, sea por guardias, para los choferes y demás, y eso también es inaceptable".

Luego invitó a comparar los sueldos de los barrenderos y los empleados municipales. "Para ellos, un aumento del 25 por ciento les significa 10 mil pesos, y se les paga con fondos municipales. Entonces, ¿cómo se entiende?. Además, el Intendente hace las negociaciones por nota, como diciendo, aquí el que manda es él".

El municipio fue levantando su oferta con el transcurrir de la paritaria. Comenzó con un 15 por ciento, luego con un 18 en dos veces y posteriormente un 19,5 por ciento también en dos pagos. Ahora, según señaló Stuppia, el jueves, "dos horas antes de la asamblea ofreció un 27 por ciento de suba salarial", un porcentaje superior el de los choferes de camiones (que fueron los más altos) pero con sueldos significativamente inferiores.

Tras ello, José Stuppia anunció que la lucha continuará en un marco más general con una convocatoria a las 16 con otros gremios en el Paseo Jesús Mendía. Será una jornada de protesta porque seguimos sometidos y ahora más que nunca y sin contar con lo que podría haber provocado la reforma laboral", cerró.

 

 

Fuente: https://goo.gl/qqVS6e

Visto 108 veces