Domingo, 21 Octubre 2018

Los municipales y el Ejecutivo retomaron el diálogo para discutir una recomposición salarial

Publicado en Prensa
Valora este artículo
(0 Votos)
 MUNICIPALES DE TANDIL
 

Se concretó ayer un primer acercamiento entre el Sindicato de Trabajadores Municipales y funcionarios del Gobierno. El diálogo se entabló por el compromiso sellado en junio pasado cuando se rubricó el acuerdo salarial. Sin mayores avances, la negociación continuará la semana próxima. La organización gremial considera “justo y necesario” actualizar la escala salarial para afrontar la inflación.

 
 

 

Tal cual quedó reflejado en el acuerdo firmado en junio pasado, el Sindicato de Trabajadores Municipales y el Ejecutivo retomaron las conversaciones con miras a negociar una eventual recomposición para evitar que la inflación genere un impacto aún mayor en el poder adquisitivo de los trabajadores comunales.

 

En ese marco se celebró un primer acercamiento, del que participaron la secretaria adjunta, Cecilia Soto, y el secretario gremial, David Marconi, el secretario de Gobierno del Municipio, Oscar Teruggi, el subsecretario Miguel Lunghi (h), y el director de Recursos Humanos, Mauricio Baldovino.

Luego del intercambio, acordaron convocar a un nuevo encuentro para la próxima semana, en el que el sindicato pera que el Gobierno presente a la mesa una propuesta, dado que considera “justo y necesario” que se busque una alternativa para afrontar la pérdida del poder adquisitivo de los asalariados que representan.

 

Lo cierto es que la administración, que buscará cerrar el ejercicio con un equilibrio en las cuentas, otorgó un 13 por ciento de actualización en los haberes para el segundo semestre del año, que se sumaron a los diez puntos concedidos en marzo y totalizan un 23 por ciento.

 

El acuerdo

El convenio contemplaba un incremento de los salarios básicos de los trabajadores de la Municipalidad y del Sistema Integrado de Salud Pública, Ente Descentralizado, del diez por ciento a partir del 1 de julio de este año y un tres por ciento a partir del 1 de octubre.

Así, junto con el diez por ciento otorgado a partir de marzo, el incremento salarial vigente a octubre de 2018 representará un 23 por ciento, cifra que se ubicó por encima de la media concedida a otros sectores.

La actualización de los haberes comprende a los trabajadores de las categorías 1 a 15 y 16 que pertenezcan a la planta permanente y los cargos de ley (categoría 17).

Por otro lado las partes acordaron retomar las negociaciones paritarias en octubre con el objetivo de analizar la pretensión de la representación gremial respecto al incremento de la bonificación de antigüedad y la bonificación especial anual (bono de fin de año).

El secretario gremial del STMT, David Marconi, abordó detalles del encuentro de ayer y la pretensión que llevaron en defensa de los haberes de los trabajadores, a la vez que señaló que está en elaboración una propuesta de pretensión salarial para el próximo ejercicio, que presentarán ante el Ejecutivo en las próximas semanas.

Según el dirigente, “se ha devaluado nuestro poder adquisitivo en un 50 por ciento”, dato que marcará un eventual punto de partida para una nueva discusión que se avecina.

 

“Justo y necesario”

La semana pasada la organización gremial presentó una nota por medio de la cual solicitaron que se les conceda una audiencia para pautar la reapertura de la paritaria, en el marco del acuerdo sellado en junio pasado.

Finalmente ayer se celebró una primera reunión en la que la conducción transmitió la preocupación por el impacto de la devaluación y de las distintas variables del contexto económico que afecta a diversos sectores, entre los que citó los precios de los alimentos de la canasta básica, de los servicios, de los combustibles, entre otros.

A partir de estos indicadores para el sindicato resulta necesaria una recomposición en los haberes. “Creemos que es justo y necesario que nos acerquemos a lo proyectado para la inflación para este año”, defendió y ratificó que los salarios de los empleados comunales tienen que ir “en consonancia” con ese índice.

Según Marconi, con este tres por ciento que se sumó en esta etapa (que se verán reflejados a fin de mes) “estamos desfasados”.

“En octubre, con el impacto de la devaluación y los aumentos, la inflación no va a ser baja y nos va a generar un desfasaje a pesar de que veníamos bastante bien en cuanto al ritmo inflacionario en los meses de agosto y septiembre”, evaluó el secretario gremial.

Frente a este esquema es que desde la organización sindical suelen reclamar la incorporación de una cláusula gatillo que les permita reabrir la mesa paritaria antes de que finalice el año para evaluar la situación.

La propuesta del sindicato para afrontar este desfasaje apunta a lograr un porcentaje que se sume a los básicos, mientras que no se discutió la posibilidad de otorgar un bono para fin de año.

En ese sentido, la conducción iniciará el lunes una recorrida por las diferentes áreas para avanzar en los detalles que motivaron la primera reunión, los puntos conversados, las expectativas y lo que pretenden desde el sindicato.

“Comenzamos con una mesa paritaria salarial para ver cómo logramos un acuerdo que satisfaga a los trabajadores”, resaltó.

 
 
Visto 13 veces